compartir el baño

Consejos para compartir el baño y que no se convierta en un calvario

Consejos para compartir el baño cómodamente sin que se convierta en un calvario, con trucos para ordenar el baño, compartir tareas o guardar en poco espacio.

 

Ya sea con padres, herman@s, compañer@s de piso o parejas, casi todo el mundo ha tenido la experiencia de compartir un baño en un momento u otro de su vida. Eso significa que todos hemos tenido que sufrir algún inconveniente derivado de la convivencia. Tener que esperar tu turno, recoger artículos de tus compañeros y lidiar con las consecuencias derivadas de su uso. Aunque compartir el baño con tu familia, compañeros de piso o parejas puede resultar un sufrimiento, no tiene por qué ser así. No importa con cuántas personas compartas tu baño, estos son algunos consejos que puedes poner en práctica para hacer que compartir el baño se convierta en una experiencia menos estresante.

 

Consejo Nº 1: Haz un horario

 

Aunque no siempre podemos controlar la llamada de la naturaleza, establecer un horario para el baño puede reducir los roces habituales y ayudar a garantizar que tu baño no se convierta en un campo de batalla cada vez que lo necesitéis. Trata de establecer una rutina por la mañana y antes de ir a la cama para que todos tengan un horario determinado para usar el baño y sobre todo asegurarse de que todos lo respeten. Esto también se aplica a la limpieza del baño: establecer un horario para que todos hagan “su parte” de la limpieza con regularidad ayudará a que el baño permanezca limpio para que nadie tenga que hacer todo el trabajo.

 

Consejo Nº 2: Utilízalo sólo lo necesario

 

Una de los mayores conflictos que se producen en un hogar ocurre cuando una persona pasa demasiado tiempo en el baño. Aunque no hay nada malo en querer tomar un baño largo y relajante de vez en cuando, pero asegúrate de que si lo haces, no estarás monopolizando el baño en el momento en que otros lo necesiten. Asegúrate de no perder tiempo en el baño, déjalo disponible para cualquiera que lo necesite, animando así al resto de personas que viven en la casa a hacer lo mismo.

 

Consejo Nº 3: Organízate

Los muebles de baño y las estanterías se pueden llenar con facilidad de productos de uso diario, especialmente cuando hay varias personas que usan el mismo baño. Cada uno tiene sus propias toallas, cepillo de diente, champú favorito, etc. Por eso, mantener cierta organización contribuye en gran medida a mantener la paz cuando se trata de compartir el baño con varias personas. No es de buen gusto estar hurgando entre el montón de productos que pueden haber en un baño cuando estás buscando algo determinado.

 

En lugar de guardar todos tus artículos de tocador esenciales en el baño, busca otras alternativas para transportar tus artículos al baño cada vez que lo vayas a usar. De esta forma, siempre sabrás exactamente dónde está todo lo que necesitas y evitarás una acumulación de ellos en los estantes y cajones. Agregar opciones de almacenamiento como ganchos, toalleros o almacenamiento en la ducha también puede ayudar a mantener todo al alcance de la mano. Para artículos como cepillos de dientes y toallas que solo deberían usar una persona, opta por utilizar colores distintos para que nadie se confunda y use los artículos de otra persona.

 

Consejo Nº 4: Al terminar, déjalo limpio.

 

Es importante asegurarse de que todos entiendan que mantener el baño limpio es responsabilidad de todos, esto también va por ti. Tomarse un momento para limpiar el lavabo, el espejo, el inodoro o cualquier otro elemento que uses mientras estás en el baño, no solo ayudará a mantener el baño limpio por más tiempo, sino que es signo de cortesía hacia el resto.

 

Consejo Nº 5: Ventila el espacio

 

Si compartes un baño con otras personas, un simple ambientador podría ser la mejor inversión que puedes hacer. Los olores desagradables en el baño son un hecho de la vida, pero es un beneficio para todos tener una forma de mantener el aire del baño fresco todo el tiempo. Ya sea con aerosoles, velas  o mediante un ambientador con enchufe, mantener el aire del baño limpio significa que todos se beneficiarán.

 

Consejo Nº 6: Comunícate

 

La vida no siempre se ajusta a los horarios que intentamos imponer, y eso significa que no siempre podemos apegarnos a un horario estricto en lo que respecta al uso del baño. Es por eso que quizás el consejo más importante para compartir el baño con otros es la comunicación. Tal vez tengas que salir de casa antes de lo habitual, o tal vez no te sientas bien y debas hacer una visita de emergencia al baño, no importa qué, darles a tus compañeros una explicación puede ayudar a calmar una situación potencialmente tensa. Vivir con otros no siempre es fácil, especialmente cuando se comparte un baño. Sin embargo, seguir estos simples consejos puede ayudarte a que tú y tus compañeros se lleven mejor, y eviten que el baño se convierta en territorio de disputa.

 

Si ha sido de tu interés el artículo “Consejos para compartir el baño y que no se convierta en un calvario” también puedes consultar estos otros que te pueden resultar interesantes:

Consejos para prevenir el moho del cuarto de baño

Ventajas y desventajas de las mamparas de ducha sin perfilería

Visita nuestro Blog o si lo prefieres también puedes suscribirte al Newsletter y recibir puntualmente más información del sector, para estar informad@ de las últimas tendencias.

Además, también puedes consultar la amplia gama de ofertas que tenemos a tu disposición.

 

 

Reformas de baño en Tenerife - Tendencias en baños

redecoratu

About redecoratu

No Comments

Dejar un comentario

LOGO REDECORATUBAÑO.COM

DISEÑO DE SU BAÑO GRATUITO

¿Están decididos a Redecorar su Baño? Le ayudamos a elegir el diseño perfecto.

Solicitar Asesoría Aquí

  

© 2016 Redecoratubaño.es I Diseñado por Ventas de Alto Octanaje